01 marzo, 2007

Gómez de Sá

Yo no sé quién era ese señor, pero siempre irá asociado a cuando vivía en Vic y cocinaba porque día sí día también siempre tenía a alguien en casa (el primer año que vivía sola sola) y, con un libro de recetas que me fotocopió una librera en Porto porque decía que los libros que vendía no tenían recetas tan buenas como un libro que tenía ella y que ya no se editaba, pues cociné este bacalao.
Ahora he reencontrado en la tasca da Elvira la receta del "bacalhau à Gómez de Sá" y la traduzco. Sólo lo hice una vez pero creo que si mis dos eternos invitados de entonces me leyeran y recordaran estarían de acuerdo que estaba mucho mejor que las lentejas con verduritas que normalmente cocinaba para ellos.

Ingredientes para 4 personas

- 4 lonchas medianas de bacalao desalado
- 700 g de patatas
- 2 cebollas grandes
- 2 dientes de ajo
- 2 dl de aceite de oliva
- 2 huevo
- 1 poco de vinagre
- 1 hoja de laurel
- 1 puñadito de olivas negras
- 1 ramito de perejil
- sal & pimienta


Preparación

Precalentar el horno a 180ºC.

Hervir agua y añadir el bacalao para que se cuezca durante ocho minutos. Escurrir y dejar enfriar hasta que esté tibio. Quitar con cuidado piel y espinas. Desmigar el bacalao en trocitos grandes. Reservar.

Lavar las patatas y cortarlas por la mitad. Ponerlas con la piel en agua templada con poca sal y hervirlas durante 25 minutos. Escurrirlas y dejarlas enfriar hasta que estén tibias. Pelar y cortar
en rodajas. Reservar.

Colocar los huevos en un recipiente con agua fría. Añadir vinagre y hervirlo. Déjelos cocer durante diez minutos y retírelos. Escúrralos y colóquelos en un recipiente con agua fría. Deje enfriar por completo y retire la cáscara. Corte en rodajas y resérvelos.

Pele las cebollas y los ajos. Corte las cebollas en forma de media luna y pique los dientes de ajo. Rehogue las medias lunas de cebolla en aceite caliente hasta que estén transparentes. Añada el ajo picado y la hoja de laurel. Condimente con un poco de pimienta y rehogue un poco más, mezclando de tanto en tanto. Reservar.

Colocar las patatas una sobre otra en la base de una bandeja. Cubrir con el bacalao. Rociar con el preparado de aceite, cebolla y ajo, tras quitar la hoja de laurel. Esparza las rodajas de huevo por encima.

Gratine en el horno hasta que la superficie quede suavemente dorada. Retire la fuente del horno. Decore con las aceitunas y espolvoree con perejil picado. Servir rápidamente.

Creo que yo lo hice en una cazuela de barro en vez de una fuente de horno y no herví los huevos en vinagre ni temperé el aceite pero estaba buenísimo, el único pero, y por poner uno, es que hay más patata que bacalao.

No hay comentarios: