18 mayo, 2007

Yo, como en la tele de los setenta,

quiero dar las gracias a mis dos calabazas mayores (rango supremo) por estar siempre ahí, por quererme tanto y por hacerme pasar tan buenos ratos y entenderme tan bien. Mi cuenta bancaria les agradece lo que me ahorran en psiquiatra y yo sólo espero ser una calabaza mayor para ellas mientras se pueda...

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Las calabacitas me han acompañado estos dias malos y otros dias buenos,siempre han estado ahi,y espero que siempre esten,si no las veo las extraño,hombres habra unos y otros,pero calabacitas solo ellas,os quiero

Anónimo dijo...

EVA: MI QUERIDA CALABAZA
Gracias por todos los momentos
que hemos compartido
momentos llenos de sentimientos
y pensamientos compartidos,
sueños y anhelos,
secretos, risas y lágrimas,
y sobre todo, amistad.
Gracias por dedicarme tiempo
tiempo para demostrar tu preocupación por mí,
tiempo para escuchar mis problemas
y ayudarme a buscarles solución,
y sobre todo,
tiempo para sonreir y mostrarme tu afecto.

Gracias por ser lo que eres
una persona maravillosa.
TE QUIERO MUCHIIIOOOOOOO CALABAZAAAAA ESPAÑOLA

Eva dijo...

Anda, calabacitas, que no nos vamos a reír de todo cuando nos veamos... Ahora toca en Santa Fe... ¿El verano que viene?